La Consejería Técnica de Estudios del Ministerio de Fomento presentó el 26 de septiembre la actualización del estudio “El transporte internacional de mercancías por carretera realizado por los vehículos pesados españoles” con datos del año 2017.

Un resumen de lo que se puede considerar más relevante es:

La primera conclusión que cabe extraer de dicho informe sobre el transporte internacional es que los transportistas españoles, al contrario de lo que algunas voces no cesan de repetir, están mejorando su cuota de mercado.

En efecto, tal puede deducirse de los datos recogidos en el informe, a pesar del crecimiento del transporte realizado por transportistas del este de Europa (principalmente Polonia, Lituania y Rumanía), los transportistas españoles están manteniendo, e incluso incrementando su cuota de mercado y acercándose a las cifras de Ton.kM que marcaron récord histórico en 2007. Es muy significativo también que, por primera vez desde que se registran estos datos, Alemania, a pesar de la potencia de su economía, y su carácter exportador se ha visto superada por las Ton.kM producidas por camiones con matrícula de Polonia, gracias al crecimiento polaco en el sector de transporte internacional.

En transporte internacional, la primera potencia es en efecto, con mucha diferencia Polonia. España ocupa el segundo lugar, y podemos decir que es el único país occidental que soporta el empuje de los países del Este como puede verse en el gráfico siguiente:

Por otro lado, los camiones con matrícula de España mantienen un claro dominio en el transporte de las exportaciones españolas que salen de aquí por carretera con una cuota superior al 60%, por el momento no amenazada por los países del este. El relativo crecimiento de Lituania, ha sido a costa de la cuota de Portugal:

Dominio español que se mantiene también en las importaciones: en este caso llama la atención la bajada de camiones con matrícula de Polonia a costa de los registrados en Rumanía. 

En el transporte de cabotaje, el predominio de los transportistas de los países del Este es absoluto, aunque España también en este pequeño sector del cabotaje ha incrementado su participación en el 2017

 Algo parecido a lo que sucede en el transporte entre terceros, también llamado triangular o cross trade, claramente dominado por los países del este, y en el que España no participa de forma significativa: 

España sigue realizando claramente más cabotaje del que soporta: la diferencia se mantiene más o menos estable desde hace una década.

De todo lo expuesto, puede concluirse:

1-Que las empresas españolas de transporte, hasta el 31 de diciembre de 2017, seguían siendo muy competitivas en el ámbito internacional.

2-Que las leyes de salario mínimo en algunos países europeos no han conseguido mejorar la competitividad de su transporte: Francia y Alemania han seguido perdiendo cuota de mercado a favor de las empresas del Este, a diferencia de España donde ese tipo de medidas no se han implantado.

3-Que España sigue realizando mucho más cabotaje que el que soporta, por lo que no debería defender que se restringiera este tipo de actividad.

4-Que, en cambio, no realiza de forma significativa transporte triangular o cross trade, sino de forma accesoria al transporte internacional bilateral, por lo que podría defenderse una legislación más restrictiva en la materia sin causar perjuicio a la actividad de las empresas radicadas en nuestro país.

 

Hace 2 meses



Política de cookies

Usamos cookies para ofrecerle una experiencia fiable y personalizada en Grupo Asebutra. Al navegar por Grupo Asebutra, aceptas nuestro uso de política de cookies.