Fuente: Autonómos en ruta 11.10.18

La Diputación de Guipúzcoa trata de mantener los peajes a camiones en la N-1 y A-15 con una reforma exprés de la normativa

Ante un eventual fallo favorable del tribunal Supremo que corrobore la sentencia del mes del Abril del  Tribunal Superior de Justicia del País Vasco que  los declaró ilegales


La Diputación de Guipúzcoa esta dispuesta  a  jugar cualquier carta que esté en su mano con tal de mantener en vigor la norma foral que  articula el sistema de peajes  a camiones establecido  la N-1 y en la A-15 y que lleva funcionando desde enero de este año.  Y todo ello pese a que el pasado mes de Abril el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco declaró ilegal el peaje a camiones en estas carreteras puesto en marcha en Enero por la Diputación Foral de Guipúzcoa, y que afecta a los más de 10.000 camiones que diariamente transitan por ambas vías, afectando principalmente a los transportistas de larga distancia que las utilizan como tránsito obligado hacia el resto de Europa.

Ya entonces, pese a ser declarado ilegal el citado peaje, por su carácter discriminatorio, la Diputación de Guipúzcoa decidió mantenerlo  vigente todo este tiempo hasta que el Tribunal Supremo resolviera  sobre el recurso de casación interpuesto tanto por el propio Gobierno provincial como por las Juntas Generales de Guipúzcoa, una estratégia que podría volverse en su contra, ya que, de ser ratificada la nulidad del peaje por el Tribunal Supremo, la Diputación se vería obligada a devolver los ingresos millonarios que mensualmente recauda de los transportistas.  

Ahora, y ante la posibilidad de que el tribunal Supremo no estime los recursos de casación presentados, la Diputación de Guipúzcoa va a promover un proyecto de modificación de la vigente regulación del peaje, que está tramitando por vía urgente de forma sorprendente, a fin de garantizar que en el caso de que el fallo fuera finalmente desestimatorio a sus intereses, puedan mantener la “pervivencia” del sistema de cobro a los transportistas que transiten por ambas vías.

Así, la nueva reforma exprés que ha elaborado la Diputación de Guipúzcoa pasa por establecer dos nuevos pórticos de control de pago del peaje (en Astigarraga y en Andoaín) y ampliando el tramo sujeto al canon, para tratar de esta forma de camuflar el carácter discriminatorio de la actual regulación del peaje.

Falta por ver si, como en anteriores ocasiones, consigue el apoyo político suficiente como para sacar adelante esta norma foral,  ya que  tanto el Partido Popular como EH Bildu han defendido este miércoles 10 de Octubre, durante la tramitación del nuevo proyecto de norma foral en las Juntas Generales de Guipúzcoa, sendas Enmiendas a la totalidad solicitando la devolución del mismo a la Diputación Foral.

Pese a ello, el Gobierno foral, sustentado por PNV y PSE, parece decidido a aprobarlo el mes próximo con la intención de ponerlo en marcha a principios de 2019, sin esperar al pronunciamiento del Tribunal Supremo.

Hace 1 semana



Política de cookies

Usamos cookies para ofrecerle una experiencia fiable y personalizada en Grupo Asebutra. Al navegar por Grupo Asebutra, aceptas nuestro uso de política de cookies.